CULTURAMUNDO

Bozó Bacamarte: arte en los muros

“Comencé a diseñar en papel a fines de los años 90. Mi curiosidad empezó con mi hermano, él desde pequeño demostró mucho talento para el dibujo y yo quería hacer algo parecido a lo que él hacía pero no lo conseguía. Mi hermano miraba los objetos y conseguía dibujarlos perfectamente, y yo no, así que desistí. Un día, camino a la escuela muy temprano, iba en un ómnibus y algo me llamó la atención. Eran las paredes de las calles, los dibujos de un artista llamado Pivete. Me di cuenta de que esos dibujos sí podía hacerlos y así empecé a dibujar en el cuaderno de la escuela. Luego quise saber quién era ese graffitero que hacía esos dibujos que tanto me gustaban. Lo encontré y me recomendó que me inscribiera en Instituto Vida. En este lugar tuve un contacto más directo con el mundo del arte. Mi profesor Galo de Souza, un graffietero pernambucano, fue quien me pasó muchas coordenadas. Mi primer dibujo en la calle lo hice el 2 de mayo de 2003. Me acuerdo de que estaba con dos amigos y que usamos aerosoles… Cuando pinto el diseño está en mi cabeza y luego va a la pared, si lo dibujo primero en papel creo que ya no querría hacerlo. Hoy en lugar de aerosoles uso tinta y pincel, y esta forma de pintar me despertó la curiosidad de aplicar técnicas diferentes. Conocer a Gilvan Samico, un reconocido artista brasileño que hace xilografía, fue sin dudas mi gran inspiración… Ahí comencé a pintar en blanco y negro, encontré una forma de identidad visual y entré en un universo realmente increíble”.

Bozó Bacamarte, artista brasileño. 

“Creo que esto es un arte/terapia. Si dejo de pintar fico loco”.  Mural en el Hospital Psiquiátrico da Tamarineira, Recife, Brasil.

Si quieren conocer más acerca de este artista pueden seguirlo en Facebok: Bozó Bacamarte o en Instagram: bozobacamarte

 

 

Unite a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *